Padre Luis M. Silva Cervantes Aspiró Desde Temprano a una Vocación Sacerdotal en Su México Natal

Posted

El lugar de aspiración vocacional para el padre Luis M. Silva Cervantes fue la ciudad de Guadalajara, en el estado de Jalisco en su México natal. El lugar para la realización de esa vocación del padre Silva, de 35 años, es la Arquidiócesis de Nueva York.

“Yo tenía solo nueve años cuando le confíe a mi madre por primera vez que yo quería ser sacerdote”, dijo el padre Silva a Catholic New York. “Yo quería ser como el padre de mi parroquia “. El padre Silva dijo que luchó con su fe cuando era adolescente. Cuando tenía 20 años, su madre murió de cáncer de seno. Ella fue su primera mentora de fe.

“Fue en su misa fúnebre en donde por primera vez en mucho tiempo sentí esta paz y desde cuando empecé a ir a misa nuevamente”, él dijo, añadiendo que su hermano mayor, Alfredo, activo voluntario de la iglesia, le ayudó a restaurar su fe ese tiempo. (Alfredo fue su segundo mentor de fe).

El padre Silva anotó que su discernimiento sacerdotal fue un poco complicado. “Yo vine por primera vez aquí desde México en 2012 para estudiar en Dunwoodie (primero en el seminario menor en Douglaston, Queens, para estudiar inglés como segunda lengua). Me fui después de 15 meses en diciembre de 2013 y regresé en abril de 2016”. Él explicó que hubo un ir y venir en su discernimiento, citando una intención temprana de eventualmente casarse y formar una familia.

“Finalmente pude ver claramente que esto es lo que Dios quiere, y que esta es la vocación en donde yo iba a estar absolutamente feliz”, dijo el padre Silva. “Yo sabía que El me usaría como instrumento para llegar a su gente, para ayudarlos a escuchar el mensaje de salvación y amor”.

En los últimos años, el Santuario de Nuestra Señora de Guadalupe en San Bernardo en Manhattan ha sido su parroquia. La parroquia de su infancia fue Santa Marta en Guadalajara.

El padre es hijo de Julio Silva Anaya y María Guadalupe Cervantes Hernández. Su madre murió en octubre de 2005. Sus hermanos son Alfredo Silva Cervantes y Víctor Silva Cervantes, y su hermana es María Guadalupe Silva Cervantes.

El padre Silva recibió una licenciatura en filosofía en 2012 del Seminario Diocesano de Señor San José en Guadalajara. Se graduó de una escuela secundaria llamada Centro Universitario UTEG, en Guadalajara.

La primera asignación apostólica del padre Silva fue servir en el Centro de Inmigración de la Misericordia en el Bronx, ayudando a inmigrantes hispanos con formularios de inmigración, de enero a mayo de 2017. Su segunda asignación fue en el Centro Médico San José en Yonkers, donde visitó y llevó la comunión a los enfermos en el hospital y a las personas de la tercera edad en la sección del hogar de ancianos, de septiembre de 2017 a mayo de 2018.

Su tercera tarea apostólica fue en el Departamento Correccional del Condado de Westchester en Valhalla, donde visitó la sección Soluciones para prisioneros con problemas de abuso de substancias, y ayudó a través de charlas formativas y motivadoras en la sección de problemas de salud mental, de septiembre de 2018 hasta mayo de 2019.

Su asignación de diaconado en la Inmaculada Concepción y Asunción de Nuestra Señora en Tuckahoe, de noviembre de 2019 a marzo de 2020, se vio acortada debido a las restricciones de Covid-19. Sus tareas parroquiales de verano fueron en el Sagrado Corazón en el Bronx, San José en Middletown, y el Hospital del Calvario y la parroquia de la Santa Cruz en el Bronx.

El padre Silva ofrecerá su primera misa en inglés y español en la iglesia del Inmaculado Corazón de María en Scarsdale, a las 3 p.m. el domingo 28 de junio. El homilista será el padre Thomas A. Lynch, párroco, a quien el padre Silva considera como un amigo y su tercer mentor de fe.

Comments

No comments on this story | Please log in to comment by clicking here
Please log in or register to add your comment